Espero un momento
Estamos procesando su solicitud
Cargando...
Tienda Virtual Girasol

    Baño del Bebe


Hasta que se le caiga el muñón del cordón umbilical, déle un baño de esponja completo cada dos días. Siéntese en una silla cómoda (¡y a prueba de agua!) y bañe al bebé en la falda. Use una esponja o un paño humedecido con agua caliente. El bebé debe estar vestido de la cintura para abajo mientras le lava el pecho, los brazos y la espalda, y viceversa, para que no se sienta incómodo. No hay problema con lavarle el pelo con agua y champú de bebé desde el principio; recuerde que las fontanelas son delicadas, pero lo suficientemente fuertes para resistir un lavado suave.

Detalles importantes
Aunque no es bueno que sea excesivamente meticulosa (es decir, no limpie al bebé con demasiada frecuencia), hay ciertas cosas que tiene que tener presentes:

  1. Durantes las primeras semanas, evite tocarle el muñón del cordón umbilical y, si el niño ha sido circuncidado, no le lave el pene.
  2. No es necesario limpiarle los labios genitales a la niña o debajo del prepucio al niño circuncidado.
  3. Un paño húmedo es todo lo que necesita. Las toallitas desechables ayudan, pero use las que no tienen alcohol.
  4. Aplique un ungüento o petrolato (petroleum jelly) luego de limpiarle el área del pañal para evitar salpullidos, ya que esto protege la piel del bebé contra el roce.

Comparte con: